Los avances más importantes del año en baterías para vehículos eléctricos

Desde cargadores portátiles, hasta baterías recargables

Desde cargadores portátiles para la batería de su vehículo, hasta baterías recargables en cinco minutos, las posibilidades de los autos eléctricos son infinitas.

El encarecimiento en los precios del petróleo y la correspondiente subida del precio de la gasolina, unido a la creciente preocupación por los efectos del cambio climático, hacen que cada vez se escuche hablar con mayor fuerza de los coches del futuro, los eléctricos, pues promueven una conducción eficiente y son más respetuosos con el medio ambiente que los vehículos convencionales.

A pesar de que su presencia en el mercado aún es muy pequeña, en el último año se han realizado importantes innovaciones en el campo de las baterías eléctricas con las que funcionan estos automóviles, lo cual podría generar que en un futuro no tan lejano, los coches eléctricos se conviertan en una opción real de mercado, accesible al bolsillo de muchos.

Baterías portátiles

Una de estas novedades es el sistema EMIC de recarga de baterías, que promueve la movilidad eléctrica en las ciudades. Y es que uno de los obstáculos a los que se han enfrentado estos vehículos es la ausencia de puntos de recarga para sus baterías.

EMIC es un sistema innovador que acumula la energía en cartuchos portátiles con batería de lito, y que se pueden recargar en casa, conectados a la red eléctrica. Este sistema sustituye a los anteriores en los que el vehículo llevaba una gran batería que debía recargarse en una estación de servicio. Este proyecto se encuentra en fase de pruebas, pero podría estar listo para comercializar en 2012.

Sin problemas de tiempo

Otro de los impedimentos para que los coches eléctricos hayan hecho su incursión masiva en el mercado es el tiempo que demora la recarga de la batería. Sin embargo este ya no será un problema ya que la empresa japonesa, JFE ha desarrollado una nueva batería que se recarga al 70% en solo cinco minutos.

Y es que las empresas tecnológicas dedicadas a tradicionalmente a otros sectores, como Sony o Samsung o LG, han anunciado recientemente que incursionarán en el mercado de las baterías eléctricas para vehículos, lo que demuestra que este es un mercado en pleno auge.