Conducción eficiente y ecológica: Aire acondicionado, ventanillas y mantenimiento

El aire acondicionado o el climatizador es uno de los equipos accesorios con mayor incidencia en el consumo de carburante.

Para mantener una sensación de bienestar en el coche, se recomienda una temperatura interior del habitáculo de 23-24ºC. En general, temperaturas inferiores no suelen aportar mayor confort a los pasajeros.

 

Las ventanillas

Al conducir con las ventanillas bajadas se está modificando el coeficiente aerodinámico del vehículo, provocando una mayor oposición al movimiento del vehículo y por lo tanto mayor esfuerzo del motor.

Para ventilar el habitáculo lo más recomendable es utilizar de manera adecuada los dispositivos de aireación y circulación forzada del vehículo.

 

Mantenimiento preventivo del vehículo

El mantenimiento del vehículo influye sobre el consumo de carburante. Los automóviles actuales cada vez necesitan menos mantenimiento, tanto por parte del conductor como por parte de personal especializado, aunque es necesario un mantenimiento mínimo para que el consumo y las emisiones contaminantes sean mínimas.

Los principales factores que influyen sobre el consumo de carburante y las emisiones contaminantes son:

Diagnosis del motor. La diagnosis computerizada de la centralita de control electrónico debe realizarse cada cierto tiempo para detectar averías ocultas que producen aumentos de carburante y emisiones contaminantes.

Control de niveles y filtros. Los niveles y filtros son muy importantes para mantener un motor en condiciones óptimas, y como consecuencia para el ahorro de carburante y la reducción de emisiones.

Presión de los neumáticos. Los neumáticos de un automóvil sirven para darle tracción, adherencia, y estabilidad en las curvas. La falta de presión en los neumáticos provoca que el vehículo ofrezca mayor resistencia a la rodadura y que el motor tenga que desarrollar mayor potencia para mantener en movimiento al vehículo. La falta de presión en los neumáticos aumenta el consumo de combustible y es además una causa importante de accidentes en las carreteras.

Compre el curso completo de conducción ecológica en DVD

Francisco Javier Merino Gil
Profesor de Formación y Seguridad Vial.
Director de contenidos en Arisoft

Conducción eficiente y ecológica: carburante, transmisión y eficiencia energética

El carburante se introduce al motor y en su interior realiza una reacción química de combustión. En los motores modernos, esta combustión es prácticamente completa, y se genera CO2 y vapor de agua que salen por el tubo de escape. El catalizador del tubo de escape tiene como objeto hacer que esas cantidades sean aún menores antes de llegar los gases a la atmósfera.

 

La transmisión

La transmisión de la energía producida en el motor hasta la rueda, que es la que mueve el vehículo, se hace a través de la caja de cambios y el diferencial.

La caja de cambios trasmite la potencia del motor hacia el diferencial y de este a la rueda.

Estos dos elementos se componen de engranajes bañados en aceite y por tanto consumen por rozamiento una pequeña parte de la energía que transmiten.

El embrague tiene por objeto desconectar el motor de la caja de cambios, y por consiguiente, de la rueda. En la posición de “punto muerto” la caja de cambios no transmite la potencia del motor a la rueda.

 

Eficiencia energética

El carburante (gasolina o gasóleo) libera energía térmica a través de la combustión dentro de los cilindros del motor.

Esta energía se transforma en trabajo mecánico proporcionando el movimiento a las ruedas del vehículo. En el mejor de los casos, de la energía que libera el carburante sólo se podría aprovechar el 38%, pero este porcentaje es bastante menor sobre todo cuando se circula por ciudades con frecuentes arranques y paradas.

De la energía contenida en un litro de gasolina, el 62% se pierde por fricción y calor en el motor.

En conducción urbana se pierde un 17% por marcha en vacío o ralentí a causa del tiempo que se pierde en las paradas. Por tanto, en este ejemplo sólo alrededor de un 21% de la energía en la gasolina llega al embrague. Las pérdidas en la transmisión son de otro 6%, dejando sólo un 15% para mover el vehículo.

 

Compre el curso completo de conducción ecológica en DVD

Francisco Javier Merino Gil
Profesor de Formación y Seguridad Vial.
Director de contenidos en Arisoft

Conducción eficiente y ecológica: La conducción eficiente

Pues hoy os presento otro nuevo vídeo curso. Como autor del mismo no voy a contaros lo bueno que es, ni lo bien que esta hecho, no. Eso os va a tocar a vosotros decidir si tiene un nivel de calidad aceptable. A partir de hoy todos los días incluiremos un fragmento del curso hasta que aparezca en el blog todo el vídeo curso completo.  Y os lo ofrecemos GRATIS, algo complicado hoy en día con lo que cuestan todas las cosas, hemos invertido tiempo y dinero en hacerlo. Pero como nosotros somos así … conducción eficiente gratis, pero no os cuento más nada y pasamos a lo que os interesa. El primer video del curso.

La “conducción eficiente” es un nuevo modo de conducir el vehículo que tiene como objeto lograr:

– Un bajo consumo de carburante
– Una reducción de la contaminación ambiental
– Un mayor confort de conducción
– Una disminución de riesgos en la carretera

Respecto a la conducción habitual existe esta “nueva conducción”, que se rige por una serie de reglas sencillas y eficaces, que tratan de aprovechar las posibilidades que ofrecen las tecnologías de los motores de los vehículos actuales.

En el sector del transporte se quema más del 60% de todo el petróleo consumido. De la totalidad de la energía consumida en dicho sector, el tráfico rodado consume cerca de un 80%.

El vehículo automóvil consume un 15% de la energía total consumida en nuestro país.
El 40% de las emisiones totales de CO2 originadas por el consumo de energía proviene del transporte por carretera.

De la relevancia de estas cifras surge la necesidad de plantearse la utilización del vehículo automóvil de una forma más eficiente y racional.

A lo largo de los últimos 20 años, el consumo de carburante de los coches nuevos ha ido disminuyendo progresivamente por la implantación de nuevas tecnologías, pero esto no es suficiente. La actitud del conductor y su estilo de conducción son también decisivos a la hora de reducir el consumo global de carburantes.

Las principales ventajas del nuevo estilo de “conducción eficiente” son:

 

1º Para el conductor:

– Mejora del confort de conducción y disminución de la tensión
– Reducción del riesgo y gravedad de los accidentes
– Ahorro económico de combustible
– Menores costes de mantenimiento (frenos, embrague, caja de cambios, neumáticos y motor)

 

2º Globalmente:

– Reducción de contaminación urbana que mejora la calidad del aire respirado
– Reducción de emisiones de CO2 y con ello mejora de los problemas del calentamiento de la atmósfera, ayudando a que se cumplan los acuerdos internacionales en esta materia
– Ahorro de energía a escala nacional que incide en balanza de pagos y reducción de dependencia energética exterior

Compre el curso completo de conducción ecológica en DVD

Francisco Javier Merino Gil
Profesor de Formación y Seguridad Vial.
Director de contenidos en Arisoft