La aceleración de las motos – 1

Un hecho muy común a la salida de un semáforo es ver una o varias motos adelantándose al resto de los vehículos. Esto no se produce solamente porque los conductores de motos son muy veloces o porque les gusta la velocidad, sino porque hay razones de orden físico que ayudan a esto.

Una de las voces más autorizadas para ilustrarnos acerca del tema es Borja Morrillu, a quien se dice que le han puesto una moto entre las piernas antes que un pañal.

Morrillu es el editor de un sitio especializado en motos, www.moto22.com y tiene actualmente 32 años, vive en Candás, aproximadamente a 15 kilómetros de Gijón, Asturias.

Este corredor nos cuenta que acelerar en una moto no tiene comparación, porque si bien podemos encontrar automóviles, montañas rusas, aviones o lo que sea, difícilmente puedan compararse con una moto ya que vamos sentados cómodamente en un asiento con respaldo que nos pone un límite del que no podemos pasar.

En una moto este límite no existe nos explica,  “nuestra postura a horcajadas y tan sólo agarrados al manillar incrementa la propia sensación de aceleración”

“El hecho de acelerar en poco más de 20 segundos hasta los 220 kilómetros en la hora (kmh) solo tomados del manillar, ubicados en un mínimo asiento y haciendo fuerza con los pies para no salir despedidos hacia atrás es por si sólo una definición de potencia pura.”

Pero volviendo al principio, hay una relación masa-potencia o masa-fuerza que está jugando un rol muy importante en esto de la aceleración de una moto.

Isaac Newton tal vez pensó en alguna moto en especial cuando determinó que a igualdad de fuerzas la aceleración va a depender de las masas de los cuerpos que se aceleren.

¿Qué fuerza tiene el motor de las motos?

A veces calcular la fuerza total de un motor es demasiado complejo debido a la cantidad de variables que entran en juego.

Algo más sencillo sería obtener el momento de fuerza que equivale a saber la fuerza que el motor empuja multiplicado por el radio de la rueda que debe mover.

De esta forma analizado el problema, sabremos que a igualdad de fuerzas, una rueda de mayor tamaño nos dará mayor fuerza de empuje a nuestro vehículo bi-rodado.

También hay que saber que para darnos mayor poder, el motor debe emplear mayor potencia y por lo tanto debe tener capacidad suficiente para lograrlo.

Este es el motivo de porque las ruedas no son exageradamente grandes, nuestro motor quedaría demasiado exigido.

En nuestro próximo artículo intentaremos avanzar un poco más en estos conceptos.

 

Algunas sugerencias para la Conducción Eficiente

Para que el lector pueda seguir manteniendo su vehículo en óptimas condiciones y evite aumentar el consumo de carburante, se sugiere:

1. Planificar sus rutas antes de iniciar cualquier viaje. Procure transitar las calles o autopistas menos congestionadas.

2. De ser posible, evite sobrecargar su automóvil, el exceso de peso incrementa su consumo e combustible. Unos 100 kilogramos de peso adicional aumentan en un 5% su comsumo de carburante.

3. Recuerde que el uso de el aire acondicionado aumenta en un 20% el consumo de combustible, por lo que se sugiere utilizarlo con moderación.

4. Procure no abrir completamente sus ventanillas cuando conduzca, esto incrementa el consumo de su carburante en un 5%.

5. La presión de los neumáticos debe oscilar entre los 0.3 bares por debajo de la presión indicada por el fabricante, por lo que sugiere mantener la presión correcta de los neumáticos.

6. El uso incorrecto del aceite y su cambio no regular aumenta su consumo de carburante en un 3%

7. Si su automóvil se atasca mantenga la marcha más larga posible y no frene de manera brusca. También tenga en cuenta que un motor mal ajustado le consume un 9% más de carburante.

8. Si usted mantiene su vehículo en buen estado, el consumo de combustible será siempre óptimo. Revise todos los controles electrónicos de su vehículo mediante escaneos periódicos. Controle el nivel de agua y aceite.

La conducción eficiente tendrá los siguientes beneficios para su vehículo y el medio ambiente:

a) Un bajo consumo del carburante
b) Una reducción de la contaminación ambiental
c) Un mayor confort de conducción
d) Una disminución de riesgos en la carretera

Para el conductor significa:

1. Mejora en el confort de conducción y disminución de la tensión al manejar.
2. Reducción del riesgo y gravedad de los accidentes.
3. Ahorro del combustible.
4. Disminución de los costos en el mantenimiento de frenos, embrague, caja de cambios, neumáticos y motor.

Algunas consideraciones sobre la conducción eficiente

Dentro de esta nueva técnica denominada Conducción Eficiente, se considera que los desplazamientos de los particulares deben ser analizados, concretamente para cuidar el medio ambiente. Por ejemplo, no se sugiere utilizar el coche para todos los desplazamientos, ya que en los pequeños trayectos se puede ir a pie.

De ser posible, se sugiere utilizar el transporte público en vez del coche particular. El transporte público precisa por viajero transportado 50 veces menos espacio y consume, obviamente, 15 veces menos energía.

En caso de que no pueda utilizar el transporte público para ir a su trabajo, comparta coche con más personas, con ello podría ahorrar más de mil litros de combustible por año por cada persona que transporte. Como también ya se sugirió antes, no circule con las ventanillas abiertas y utilice un sistema de ventilación ajeno al automóvil, utilice solo el aire acondicionado de vez en cuando.

Objetivos de la conducción eficiente

La Conducción Eficiente tiene por objetivo procurar la seguridad vial y al mismo tiempo, cuidar el medio ambiente, pues el transporte es la mayor fuente de emisión de CO2, gas que provoca el efecto invernadero y contribuye al cambio climático.

Globalmente, la conducción eficiente permitiría la reducción de la contaminación urbana y mejoraría la calidad del aire respirado, reduciría las emisiones de CO2, cumpliendo así con los acuerdos internacionales y el ahorro de energía a escala nacional modificaría la balanza de pagos y la reducción en cuanto a la dependencia del uso de gasolina, para algunos países implicaría la reducción en la adquisición de energías extranjeras.

Lo más importante es que las nuevas generaciones en América Latina y el Caribe, tengan la posibilidad de aprender esta nueva técnica en las escuelas, como ya se hace en algunos países de Europa como España y Bélgica, y que las escuelas de manejo procuren enriquecer sus cursos, no haciéndolos express sino tratar de que sean lo más completos posibles y se apeguen a las nuevas estrategias de conducción segura y eficiente.